El más grande cantautor de la historia de México; José Alfredo Jiménez del que se conoce, escribió y cantó más de 200 canciones que hablan de borracheras, de amor y desamor. Pero de entre toda la herencia cultural que nos dejó, hay una canción que es más que interesante que las demás.

Curiosa porque retrata de cómo el maestro quedó enamorado por nuestras tierras. “El Rey” llegó a vivir en Toluca alrededor de 10 años, donde cuentan las historias; llegó a cantar en la Plaza de los Mártires en aquellas caravanas artísticas que hacía Corona. Para finalmente en 1954 grabar “Yo Soy Toluqueño”

Muy poca gente conoce la historia de la canción. Que habla de la sencillez y pasividad que nos caracteriza. No llevamos armas ni somos broncudos, pero si nobles y calmados. Realza que, a diferencia de otros lados, aquí se bebe pulque y los famosos mosquitos y no tequila o mezcal.

Muchas autoridades encargadas de la difusión cultural hablan de la poca importancia que se le da a este material. Material que consideran motivo suficiente para realzar la identidad que tenemos como toluqueños.

Todos hemos escuchado canciones que hablan de sus tierras, “Caminos de Michoacan”, “El Sinaloense”, “Ay Jalisco No Te Rajes” y muchas más. Hoy al leer esta pequeña nota, tienes la oportunidad de que otro toluqueño conozca esta canción. Que estas frías personas, puedan compartir el orgullo de nacer en esta tierra.

Y como diría el Rey: “El frío es mi valedor”

https://www.youtube.com/watch?v=zCb7HUD9gTc


Pin It on Pinterest

Share This